Congreso aprueba el alza del Iva al 19%

Con 43 votos por el sí, y 16 por el no, se aprobó la reforma tributaria.

Con fuertes debates, y grandes diferencias entre las distintas bancadas, se aprobó este jueves el articulado del proyecto de reforma tributaria estructural en la plenaria del Senado que aprobó el alza del IVA de tres puntos al 19 por ciento, aunque con algunas modificaciones. Las toallas higiénicas no pagarán esa tasa sino el cinco por ciento, mientras que los aceites mantendrán un impuesto del 19 por ciento y no del cinco como también se buscaba en las discusiones. También se aprobó el llamado impuesto a los combustibles, el cual establece una tarifa por pagar según el factor de emisión de dióxido de carbono de cada combustible. En el caso de la gasolina, se decidió una tarifa de $135 por galón. Otra de las modificaciones que se aprobó fue una proposición para que el 0,5 por ciento del IVA sea utilizado para financiar préstamos en el Icetex con 0% de interés.

Las discrepancias en torno al incremento de tres puntos en el impuesto al valor agregado (IVA), parte de la columna vertebral de esta iniciativa, mantuvo encendido el debate buena parte de la jornada entre quienes apoyaban al Gobierno en ese punto y los que se oponían a toda costa a que esto se aprobara, lo que hizo pensar a algunos parlamentarios que el proceso de discusión y aprobación de todo el articulado tendría igual suerte que la corrida en la Cámara. Armando Benedetti, senador del partido de ‘la U’, dijo que se estaba acudiendo a una estrategia para dilatar las discusiones de la reforma tributaria. Otros argumentaron que algunos parlamentarios estaban aprovechando la votación del IVA para hacer política, mientras que senadores del Polo y del Centro Democrático ratificaron sus posiciones de no votar el incremento de tres puntos del IVA. El IVA se convirtió así en el punto de convergencia entre dos partidos que están en orillas opuestas, como el Polo y el Centro Democrático.

La tributación que se aplicará a las empresas que hacen parte de las zonas francas fue otro de los puntos álgidos que más les costó a los senadores debatir y sacar adelante. En esencia, lo que propuso el Gobierno, y que al final fue aprobado, es que todas las zonas francas del país tengan igual tratamiento tributario en materia de impuesto de renta, cuya tasa baja del 33 por ciento a solo el 20 por ciento, en tanto no tendrán que pagar parafiscales, lo que, según el Ministro de Hacienda, mejorará la competitividad de estas zonas y sus empresas.

Lo acordado y aprobado del proyecto de reforma tributaria en las plenarias de Cámara y Senado no está dejando muy contentos a algunos empresarios del país, quienes ven con preocupación los avances de esta iniciativa del Gobierno. Juan Pablo Córdoba, presidente de la Bolsa de Valores de Colombia (BVC), dijo que lo aprobado hasta ahora le genera una gran desilusión. “La sobretasa del 2017 y 2018 es contraria al propósito de equilibrar las cargas tributarias en el país y no logra el objetivo de hacer que la inversión en Colombia sea competitiva. Todo lo contrario, no solo no se baja la tributación a las empresas formales sino que se aumenta. Es una gran desilusión”, dijo.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.