Messi quiere irse del FC Barcelona

El Argentino ha comunicado al club por medio de un Burofax.

Se dice que la paciencia que ha tenido el Astro del fútbol con las directivas de el club con quien lleva 17 años , se ha agotado,  después de varias temporadas dando bandazos en la planificación tanto económica como deportiva, Messi quiere poner fin a la relación con el club de su vida, el nuevo entrenador, del Barcelona el Holandés Ronald Koeman, se reunió con el Argentino para conocer sus intenciones de futuro y ahí es cuando saltaron las alarmas.

Tan importantes son los argumentos deportivos como los institucionales que tiene el club, pero el desgaste viene de mucho tiempo atrás, por supuesto esta temporada se han sucedido los escándalos, como el Barçagate y los mensajes en redes sociales contra jugadores e incluso contra su mujer, además del sin sabor con Abidal en Enero y las famosas negociaciones de la rebaja salarial del equipo que erosionaron aún más la relación entre jugador y club.

Los posibles destinos del considerado el mejor jugador del fútbol mundial en el momento, pasan por Inglaterra e Italia, donde clubes como el Inglés Manchester City o el Italiano Inter, equipos con gran estructura económica, podrían acometer su fichaje cuando se resuelva el lío con la cláusula que se tiene de 700 millones de euros, según medios de comunicación de Barcelona informó este martes, que es el City el que tiene más opciones de hacerse con Messi porque cuenta, en principio, con el visto bueno del jugador por un factor esencial, el entrenador es Pep Guardiola, según la televisión catalana fue el propio Lionel Messi quien llamó a Pep Guardiola a quien considera su Maestro, como lo ha dicho en alguna ocasión, para consultar si el club puede realizar la operación. El Manchester ya está estudiando las opciones para intentar efectuar un fichaje que sería histórico, aunque supondría un desembolso desorbitado.

De aquí en adelante tendremos una batalla entre abogados, un tira y afloja que está por ver cómo se resuelve, si es necesario acabar en los tribunales o si se sientan a negociar y llegan a un acuerdo con referencia a la ya mencionada todos los días Cláusula,  por supuesto desde la posición de Messi se defiende que el espíritu de la ley indica que él podía utilizar esa cláusula liberatoria al final de la temporada, que en circunstancias normales se fijó el 10 de junio, los partidos finalizaban los primeros días de junio, se daba un plazo para que el jugador se lo pensara y lo comunicará 20 días antes de que finalizara el contrato, pero esta temporada ha sido tan atípica a causa de la Pandemia, que el jugador entiende que ha cumplido con los plazos estipulados, más allá de esa fecha recogida en el contrato, existen documentos firmados por parte del FC Barcelona y de la FIFA en este sentido, que la temporada acababa cuando se disputara el último partido. El club, por su parte, defiende que el plazo expiró el pasado 10 de junio y tiene contrato en vigor. Todo empezó con una servilleta… y acabará con un burofax.

Difícilmente este próximo domingo en que los jugadores están citados para las pruebas del Coronavirus y el próximo lunes cuando se inicia la llamada pretemporada, Messi  no se presente manteniendo la lógica aplicada al burofax enviado al club, considerando que su cláusula se hace efectiva en el plazo estipulado, no debería presentarse. Si del miércoles al domingo no hay acuerdo, puede suceder que el Argentino no vaya y el club considere que se declara en rebeldía.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.