Primer Colombiano ejecutado en China por Narcotráfico

130 Colombianos se encuentran en China detenidos, por narcotráfico, cuatro fueron condenados a pena de muerte. Ismael Arciniegas es el primer ejecutado.

Ismael Enrique Arciniegas Valencia se convirtió en el primer colombiano en ser ejecutado en China por el delito de narcotráfico, tres kilos de cocaína fue suficiente para que la justicia china decidiera imponerle la pena capital pese a los reclamos del gobierno colombiano. El vallecaucano de 72 años de edad fue detenido en 2010 en el aeropuerto de Guangzhou. Llevaba la droga, por la que le iban a pagar $15 millones, adherida a su cuerpo. Al verse descubierto confesó, pero no fue suficiente. En 2012 fue condenado. Y, en 2013, su sentencia fue confirmada: pena de muerte.  Ismael Enrique fue ejecutado en horas de la mañana (horas de la noche del lunes, en Colombia), así se lo informó el embajador chino, Li Nianping, a un grupo de periodistas. Luego la Cancillería lo confirmó.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores, en nombre del Gobierno de Colombia, lamenta profundamente la decisión tomada por las autoridades judiciales de la República Popular China, de ejecutar a Ismael Enrique Arciniegas Valencia, detenido en ese país, a pesar de las reiteradas peticiones de clemencia y las varias solicitudes presentadas al gobierno chino para que su sentencia de muerte fuera conmutada”. Se realizaron 28 visitas para comprobar su estado de salud y se enviaron siete notas, en las que el Gobierno colombiano reiteró su rechazo a la pena de muerte, y pidió que a Arciniegas se le conmutara la pena.

En China hay otros 163 colombianos detenidos, 147 por narcotráfico. De ellos, cinco fueron condenados a pena de muerte; a tres de ellos ya les confirmaron la pena. Otros 10 se encuentran con pena de muerte con suspensión por dos años y otros 15 fueron condenados a cadena perpetua. Su suerte depende, entre otras, de que Colombia y China lleguen a un tratado para el traslado de condenados, que se viene discutiendo desde hace un par de años y, de acuerdo con el embajador Nianping, se encuentra en su recta final. La Cancillería señaló, al respecto, que “el Gobierno de Colombia seguirá haciendo todas las gestiones que estén a su alcance para proteger los derechos de sus ciudadanos, pero no puede garantizar ni la repatriación en todos los casos, ni la no aplicación de la pena de muerte en aquellos países que tienen establecido este castigo”. Colombia ha logrado la repatriación efectiva de 172 connacionales, presos en prisiones alrededor del mundo. Seis de ellos fueron repatriados por razones humanitarias.

China es uno de los 34 países donde el narcotráfico es considerado un delito grave y es castigado hasta con cadena perpetua o pena de muerte. La ley china establece que el contrabando de más de 50 gramos de cocaína puede ser castigado con penas que van desde 15 años de cárcel hasta la pena capital. La ley no distingue nacionalidades. No hay registros oficiales, pero se sabe que en ese país se ha ejecutado a ciudadanos de Corea del Sur, Reino Unido, Japón, Canadá, Filipinas, entre otros países. Todo se remonta a mediados del siglo XIX. El entonces Imperio Británico tenía inundada de opio a China. Ese país, al ver que el consumo de opio se había convertido en un problema de salud pública, tomó cartas en el asunto y prohibió su tráfico. El funcionario chino Lin Hse Tsu le escribió a la reina Victoria pidiéndole ayuda en ese sentido:

 

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.