Primera expedición de Fauna en Caño Limon

El Instituto Alexander von Humboldt y Cormacarena, lanzaron “Fauna de Caño Cristales, sierra de La Macarena, Meta”.

En la serranía de La Macarena, y en su lugar más emblemático, Caño Cristales, donde el Mono Jojoy asentó sus tropas, donde los guerrilleros de la Farc se concentraron, un lugar hermoso en el que se empieza a descubrir ahora y donde Carlos Lasso, el investigador del Instituto Alexander von Humboldt que lideró el estudio, se dieron cuenta de que la carencia de información sobre su biodiversidad era casi nula y que junto a veintidós científicos, trabajaron entre el 22 de octubre y el 3 de noviembre de 2016 recogiendo especies de animales terrestres y acuáticas casi en su totalidad desconocida hasta el momento.

“Utilizamos muchísimos métodos de observación y captura de animales, pero tal vez uno de los más complejos fue el de las cámaras trampa. Las tuvimos instaladas durante un mes, las observaciones subacuáticas que nos permitieron ver peces, camarones y esponjas”, explica Lasso, cuyo resultado es el libro “Fauna de Caño Cristales, sierra de La Macarena, Meta”, un inventario que recoge más de 300 especies animales de la región. El libro documenta dos nuevas especies: un pez y una esponja. Además hay una culebra acuática y otro pez que todavía no han sido identificados y que también podrían ser especies desconocidas para la ciencia.

La publicación es apenas la primera de tres investigaciones que el Humboldt y Cormacarena esperan hacer a largo plazo. “Caño Cristales es un río del Escudo Guayanés, la parte más primitiva del planeta y, por lo tanto, muy poco fértil. Por eso, sus aguas son muy ácidas, con muy pocos nutrientes. La Macarenia es un receptor de nutrientes y eso hace que la base de la cadena alimenticia de ese ecosistema viva asociada con ella; hay peces que viven dentro de ella y otros se alimentan de ella. Incluso vimos que aves y dantas se comen la Macarenia”, explica Lasso. Los científicos están convencidos de que con nuevos estudios lograrán ver mejor la intrincada red que conecta a todas las especies de Caño Cristales  –documentaron 400 nuevas especies animales– y así las instituciones podrán tomar mejores decisiones para conservarlas. De hecho, con este primer estudio ya se han tomado medidas tan simples como evitar que cuando el río se seca en verano, la gente pise las macarenias podridas, pues en ellas está la semilla que las hará florecer cuando el agua empiece a caer una vez más, entre junio y septiembre.

Además, consolidar datos robustos sobre la riqueza en biodiversidad de Caño Cristales puede servir para fortalecer la apuesta de ecoturismo en la región, que ya va dando sus primeros pasos, pero todavía es prácticamente inexistente cuando no hay río ni macarenias rojas. Pensar que en Caño Cristales hay especies de peces que no existen en ningún otro lugar del mundo y que pueden verse en cualquier época del año puede convertirse, sin duda, en un motivo más para visitar ese inexplorado rincón del país.

La expedición ha dado para mucho los científicos han encontrado 400 especies de animales, 80 especies de peces incluyendo dos especies nuevas para la ciencia, 24 especies de anfibios, 27 especies de reptiles, 145 especies de aves, presencia de 54 especies de mamíferos con un 72% que están amenazados a nivel mundial.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega – Comunicador Social – Periodista – con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?