El BID hace advertencia a Colombia para el 2014 pese a los indicadores positivos.

La-asamblea-anual-del-BID-tendrá-lugar-del-27-al-30-de-marzo-en-Brasil-617x418La mayoría de los indicadores en Colombia son positivos en este 2014, el BID previene sobre factores externos.

Con una primera tanda de buenos datos sobre la dinámica de la economía en Colombia, termina hoy el primer trimestre del año, lo cual no obsta para que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), que concluyó este domingo su asamblea en Brasil, emita alertas para Colombia. El crecimiento de las ventas de cemento, de la confianza industrial y de las ventas del comercio, según los primeros datos disponibles, muestra un panorama optimista para el 2014.

2014_3_30_AHxs95LUuK5ZoDeBYMcDo6Pero en medio del mismo optimismo que emite el BID, también  advierte y lanza recomendaciones sobre los riesgos para nuestro País, por una desaceleración de la economía China, de los recortes de los estímulos monetarios en los Estados Unidos y por la falta de productividad del sector privado. Ahora, más allá de los mercados financieros, en el primer trimestre hubo indicadores que dan señales muy positivas a la economía.

IMAGEN-13754077-2.pngPor ejemplo, la producción de cemento gris  en Colombia aumentó 10,2 por ciento en febrero para alcanzar un volumen de 907.800 toneladas. Los despachos del producto al mercado nacional crecieron un 11,7 por ciento anual. “Todo indica que las obras civiles van por buen camino y las cosas pueden seguir mejorando para este año”, dice Juan Manuel Restrepo, rector del Colegio de Estudios Superiores de Administración (Cesa). Agrega que, incluso, la industria mostró síntomas de recuperación en el primer trimestre, haciendo referencia a las ventas de automóviles, pero destacando que el lunar en esta industria fue el anuncio de la Compañía Colombia Automotriz (CCA) de suspender su producción en las próximas semanas.

533715945a1b4_800x533Por otro lado, la Encuesta de Opinión Empresarial de Fedesarrollo indica que los industriales están confiando más en la economía colombiana. “La confianza de los industriales continuó mejorando en febrero. Ajustando por factores estacionales, se ubicó en el mejor nivel desde mediados del 2012”, dice el informe de la entidad de investigación económica. El comercio al por menor también está mostrando un desempeño positivo y, según el Dane, en enero las ventas crecieron 6,5 por ciento.

trabajo-colombia-1024x635Los datos a febrero no se han publicado, pero Fedesarrollo indica que “la confianza de los comerciantes se redujo levemente con respecto a enero, pero se mantiene en niveles superiores a los de cualquier otro mes desde febrero del año anterior”. Por el lado del desempleo, el Dane reportó que, en enero, la tasa se ubicó en 11,1 por ciento, que completó 41 meses consecutivos de caída anual. La desocupación en el primer mes del año es la más baja para ese periodo desde hace 14 años.

Pese a los indicadores anotados, el lunar del primer trimestre fue el aumento de la inflación luego del resultado tan bajo del 2013, con un alza de apenas 1,94 por ciento. En los 12 meses, terminados en febrero, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) subió 2,32 por ciento y podría aumentar más durante el año.

Unknown-1Marzo salvó el trimestre, especialmente en acciones y títulos de renta fija. El Índice Colcap de la Bolsa de Valores de Colombia generó en marzo ganancias muy importantes. En renta fija, los Títulos de Tesorería (TES) que emite la Nación como deuda interna también salvaron el trimestre en marzo. El dólar lleva un  buen comportamiento, si se promedia el trimestre.

Colombia está en el grupo de países latinoamericanos cuyo crecimiento económico, para los próximos dos años, podría situarse por encima del 4 por ciento, siempre y cuando logre ‘enderezar’ algunas cuentas de su balance, fundamentales para enfrentar choques externos fuertes. “El crecimiento de la economía colombiana luce un poco mejor que el promedio de la región, que está entre 3 y 3,5 por ciento, pero hay riesgos que debe atender”, dijo Andrew Powell, coordinador del estudio ‘La recuperación global y la normalización monetaria’, presentado en la asamblea anual del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que culminó ayer en la ciudad de Bahía (Brasil).

1872900Son tres los riesgos, según Powell, que harían que el país tenga menor desempeño en los próximos dos años: un crecimiento mayor de lo esperado de la economía de Estados Unidos, que caiga el precio de los activos financieros y que China crezca a una tasa por debajo del 7,5 por ciento, o que ese nivel no sea sostenible en el tiempo. Aunque la atención del BID frente a Colombia gira en torno a lo que debe hacer el Gobierno para contrarrestar los efectos de dichos choques si se llegan a materializar, su preocupación va mucho más allá, pues indica que tanto el país como la región deberían trabajar más en mejorar su potencial de crecimiento.

exportilustra“Vamos a crecer (en la región) a tasas normales del 3 y 3,5 por ciento en promedio. Eso está bien, pero no es fantástico. Por ejemplo, Colombia tiene bastante espacio para mejorar su potencial de crecimiento, con las reformas que tiene pendientes en lo pensional, lo cual tendría efectos positivos”, señaló Powell en diálogo con el diario Colombiano EL TIEMPO. Pero no es lo único. Los esfuerzos tendrán que venir también del sector privado, donde hay un gran rezago en productividad.

96194_Foto_30_de_marzo_2014_23El experto señaló que, si bien las empresas locales tienen los mecanismos para mejorar su productividad, necesitará que se solucione el atraso en materia de infraestructura que tiene el país. Powell llamó la atención sobre el deterioro observado en los últimos años en las principales cuentas del balance del país, con lo cual será más complicado enfrentar algunos choques externos que persisten en la economía global. En su opinión, un crecimiento fuerte de la economía estadounidense podría llevar a un incremento rápido de su tasa de interés y hará que la Reserva Federal de ese país (FED) compre menos activos, lo cual supone un riesgo negativo para Colombia.

El problema radica –para el experto del BID– en que con las cuentas fiscales del país será difícil responder a esos embates futuros. “Hoy las cifras fiscales son peores que las del 2007”, precisó. También hizo advertencias sobre algunos riesgos financieros, como el mayor endeudamiento doméstico no solo de las familias, sino también de las empresas, muchas de las cuales salieron a conseguir recursos en el exterior con la emisión de bonos.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.