Vuelve la Champion y el Bernabéu con todas las localidades vendidas espera al PSG

Hasta 24.080 euros por una entrada en la reventa.

Lo que se espera es que este sea el encuentro de fútbol del año que ha comenzado ya su cuenta regresiva, el estadio del Real Madrid, el Santiago Bernabéu se prepara para recibir, el próximo 14 de Febrero al PSG. Un encuentro en el que el equipo de la casa blanca se juega la temporada ante el equipo con más expectativa y estrella de Europa,  donde hasta el mismísimo Zidane ya tiene la mente puesta en este encuentro, tras la eliminación en la Copa del Rey de España.

Este encuentro en la casa blanca entre el  Real Madrid y el PSG paralizará el mundo el próximo 14 de febrero y ha generado una verdadera locura, Zidane asegura que se juega el puesto, y por el otro lado Mbappé expresa a medios de comunicación que va al Bernabéu a dejar un mensaje al mundo, el caso es que las expectativas y la locura que ha generado este encuentro ha convertido el partido en el evento del año, encuentro que nadie se quiere perder, pues en menos de 37 minutos, las entradas para el público en general según el diario Marca de España, se agotaron, no quedan entradas para acudir a un Santiago Bernabéu que presentará un lleno absoluto por primera vez en Champions esta temporada, generando una reventa con precios por una entrada que  van entre los 300 euros y los 24.000 euros, en la propia casa blanca ya ha tenido que tomar cartas, El Real Madrid volverá a ser muy drástico con la reventa de abonos, prohibida en el club.

El Club blanco no dejará entrar al estadio a todos aquellos aficionados que, detecten, que han comprado un abono para el encuentro. Con la compra de entradas, el Real Madrid será muy estricto. Para asegurarse que no se ha dado una reventa ilegal, cada comprador tendrá que enseñar por el teléfono celular móvil las entradas que no podrán imprimir. «Partido de venta exclusiva online y venta telefónica. En este partido, la entrada descargada en el celular será el único documento válido de acceso para compras realizadas online y telefónicamente, no siendo válido el formato print at home», esto es lo que avisan en la web del Real Madrid.

Puede parecer una exageración llamar a este encuentro el partido del año, pero sin dudas se trata de una final adelantada de la Champions League, de la que Real Madrid es bicampeón en ejercicio. París Saint-Germain pretende sacarse de una vez el mote de eterno candidato que no la consigue, existe en este encuentro mucho en juego, además de los cruces de estrellas y de todo lo que se seguirá hablando sobre un posible canje con Cristiano Ronaldo y Neymar como protagonistas. Luka Modric, Toni Kroos, Marcelo, Gareth Bale y los cracks que se visten de blanco intentarán demostrar que la crisis del Madrid es pasajera. Zinedine Zidane, su técnico, ahora muy cuestionado, ya reconoció que se juega el cargo en esta eliminatoria, pero también sabe que si logra pasar quedará atrás las criticas y dar una vuelta positiva a todo lo que se está hablando no solo en las gradas del Real Madrid sino en medios de comunicación y directivos de la casa blanca.

Por el  otro lado, el uruguayo Edinson Cavani, los argentinos Angel Di María y Giovani Lo Celso, el francés Kylian Mbappé con su equipo de estrellas, buscan revancha tras su insólita eliminación de la edición pasada a manos de Barcelona, después del 4-0 del partido de ida y el 6-1 de la vuelta. Su entrenador, Unai Emery, sobrevivió a aquel tsunami y ahora, además de alertar sobre los arbitrajes, dejó una frase muy interesante: “El París Saint-Germain tiene que ganar la Champions… y espero que sea conmigo en el banco”. El también sabe, aunque no lo dice, que se juega su futuro en este encuentro.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.