La mente brillante de Stephen Hawking, muere a los 76 años

Estamos profundamente entristecidos porque nuestro querido padre haya fallecido hoy, dice el comunicado de la Familia.

El profesor Hawking, nació en Oxford, en Gran Bretaña, el  8 de enero de 1942, durante su vida realizó contribuciones muy importantes a la física teórica en los años setenta y ochenta. Sus aportes, enfocados principalmente en el estudio de los agujeros negros, le abrieron las puertas a los grandes espacios de la ciencia, a los 32 años de edad era parte de la Royal Society y un lustro después ya había sido distinguido como uno de los profesores más notables de la Universidad de Cambridge, nombrado titular de la Cátedra Lucasiana, ocupada por Newton siglos antes. Aportes tan importantes que realizó Hawking fueron sus contribuciones a la teoría de la inflación cósmica, Es una de las ideas más bellas de la historia de la ciencia, son las palabras de Max Tegmark, profesor de física en el MIT. Hawking era una de las figuras más significativas de la cosmología moderna.

Su enfermedad que empezó a padecer en el año 1963 no le impidió ser unos de los científicos más reconocidos en el mundo, con 21 años, los médicos le habían pronosticado tan solo unos 24 meses de vida, padecía esclerosis lateral amiotrófica (ELA), un mal por el que tuvo que pasar el resto de su vida en una sofisticada silla de ruedas. Tras su fama en la ciencia, se consolidó como una figura de reconocimiento con apariciones, incluso, en las famosas serie estadounidense ‘Los Simpsons’, ‘Futurama’ y ‘The big bang theory’.  Hawkings postuló que el universo no tiene límites y que tras el ‘big bang’ se crearon varios agujeros negros, razón por la que decidió estudiarlos en profundidad, “Solo somos una raza avanzada de monos en un planeta menor de una estrella muy normal. Sin embargo, podemos comprender el Universo”, dijo alguna vez.

“Su valentía y persistencia con su brillantez y su humor inspiró a gente de todo el mundo”, escribieron sus hijos en el comunicado tras su muerta. “Le extrañaremos siempre”.

Stephen Hawking dedicó toda su vida a trabajar sobre las leyes que gobiernan el universo, muchos de sus teoremas giran en torno a los agujeros negros,  que es una región del espacio con una cantidad de masa concentrada tan grande que no existe la posibilidad de que algún objeto cercano escape a su atracción gravitacional, los agujeros negros es muy anterior a Hawking, las primeras nociones datan del siglo XVIII y fue la Relatividad General de Einstein en 1915 la que hizo que se empezaran a tomar en serio, Hawking tomó como base los estudios de Einstein para lograr una descripción de la evolución de los agujeros negros desde la física cuántica, Hawking descubrió que los agujeros negros no son totalmente negros.

Según Hawking, los efectos de las física cuántica hacen que los agujeros negros brillen como cuerpos calientes, de ahí que pierdan parte de su negritud y siguiendo los enunciados de la física cuántica, Hawking concluyó en su “Teoría de la Radiación” que los agujeros negros son capaces de emitir energía, perder materia e incluso terminar por desaparecer. “El agujero negro sólo aparece en silueta pero luego se abre y revela información sobre lo que ha caído dentro”, explicó el científico. “Eso nos permite cerciorarnos sobre el pasado y prever el futuro”, dijo en una ocasión. El trabajo que hizo Hawking sobre los agujeros negros ayudó a probar la idea de que hubo una Gran Explosión o Big Bang al principio de todo.

En colaboración con el matemático británico Roger Penrose, Hawking se dio cuenta de que los agujeros negros eran como el Big Bang al revés, lo que significó que las matemáticas que había usado para describir los citados agujeros negros también servían para describir el Big Bang, con esto se demostró  que el Big Bang realmente había ocurrido. Uniendo todos estos conceptos, una de las afirmaciones más atrevidas de Hawking fue considerar que la Teoría General de la Relatividad de Einstein implicaba que el espacio y el tiempo tuvieron un principio en el Big Bang y tienen su fin en los agujeros negros.

Fue quizá su “Teoría del Todo”, que sugiere que el universo evoluciona según leyes bien definidas, la que atrajo la mayor atención. “Este conjunto de leyes puede darnos las respuestas a preguntas como cuál fue el origen del universo”, declaró Hawking. ¿Hacia dónde va y tendrá un final? Y de ser así, ¿cómo terminará? Si encontramos las respuestas a estas preguntas, entonces conoceremos la mente de dios”, prometió. Pese a la complejidad de todos estos conceptos, Hawking hizo un gran esfuerzo por difundir la cosmología en términos fáciles de comprender para el público general. Su libro “Una breve historia del tiempo”, vendió más de 10 millones de copias en el mundo. El gran talento de Hawking, que para muchos le hizo merecedor de un premio Nobel que no le llegó en vida, fue haber combinado campos diferentes pero igualmente importantes de la física: la gravitación, la cosmología, la teoría cuántica, la termodinámica y la teoría de la información.

Jorge Eduardo Vega

Jorge Eduardo Vega - Comunicador Social - Periodista - con Tarjeta Profesional expedida por el Ministerio de Educación nacional de Colombia. Doctorado en la Universidad de la Florida USA en audiovisuales.

¿Quieres comentar esta noticia?